miércoles, 16 de enero de 2013

Arnold Schwarzenegger

Yo quierro ser actor y prresindente, ¡Ja!
Arnold Schwarzenegger, Chochonegro o chuachenege es un producto de defensa manufacturado por Umbrella a base de ingestión masiva de esteroides y un horrible actor que cree que actuar es estar continuamente haciendo Arnold Schwarzenegger chistes y gritar. Su nombre tiene origen por que su madre lo quiso así.
A temprana edad, el joven Arnold descubre una extraña vocación por el tejido y dedica los primeros años de su vida a aplastar nueces con la cabeza. Descubierto por su padre, quien consideraba tales tendencias rentables, Arnold es enviado a un colegio en Austria para que se desarolle como cascanueces. Allí le crecerá el pelo en el pecho y conocerá sus primeras experiencias homosexuales. Será ahí mismo, donde la resistencia física de Arnold será puesta al descubierto después de una depilación pectoral con cera. Este episodio lo marcará por el resto de sus días y será la clave decisiva que lo impulsará a tomar la decisión de cultivar su cuerpo. Arnold cambiará de oficio y probará sus dotes histriónicas bajo el celuloide para más tarde sembrar el terror en California.

Biografía

Arnold, preparándose
para ir a comprar el pan
Desde su más tierna infancia, Arnold mostró interés por comer como un berraco y entrenar hasta ponerse como un auténtico oso. Su madre en una inspección oficial, en lugar de encontrar revistas porno, encontró fotos de culturistas ligeros de ropa, y se resignó a no tener nietos. Ella creía que era homosexual. Así, con perseverancia, a base de pastillacas y anabolizantes de todo tipo (siempre consultando con su farmacéutico), llegó a la cima del culturismo europeo primero, y mundial después, proclamándose Míster Universo, y siete veces Míster Olimpia, lo que le acredita, para muchos, como el mejor culturista de la historia. Sus títulos como bodybuilder le granjearon su pasaporte a Hollywood. De entrenarse en el sótano de la casa paterna pasó a coronarse en los torneos más importantes de su disciplina, usando para ello esteroides a tutiplén. Fue en 1970 cuando le propusieron participar por primera vez en una película, con el fin de sacar partido a su musculatura. Su primer papel lo obtuvo bajo el nombre artístico de "Arnold Strongman" y fue en "Hércules en Nueva York".
La película iba de que Hércules, tras una eternidad en el Olimpo, le pide a Zeus que le deje hacer un viaje a la tierra, para ver si se come un rosco y se deja de pruebas y de historias, para terminar finalmente en el Nueva York de los setenta. Huelga decir que se trata de una mierda de película. A partir de ahí todo fue rodado.

Vida personal

Curiosamente no legalizó algunas cosas
que se fumaba para combatir el reuma
En 1969 conoció a Barbara Outland Baker, una profesora de inglés con la que vivió hasta 1974, la cual lo abandonó porque no le gustaba hacer tríos con sus pectorales, y mucho menos con el ego del chuache. Y eso que no se enteró hasta mucho después de que la llamaban venada por las esquinas. Tiempo después Schwarzenegger conoció otra chica, Sue Moray, una peluquera de Beverly Hills en Venice Beach en julio de 1977. Esta relación era algo extraña, ya que cuando los dos estaban en Los Ángeles eran pareja. pero cuando él estaba fuera, ambos tenían vía libre. Schwarzenegger conoció a Maria Shriver en un torneo de tenis y mantuvo la relación con ambas mujeres hasta agosto de 1978, cuando Moray le dio un ultimátum. Se casó con Maria Shriver, sobrina de John F. Kennedy y tuvo cuatro hijos. En mayo del 2011 se divorcia después de una infidelidad cometida con su ex empleada doméstica con quien también tuvo un hijo. Para eso mejor se hubiese quedado con la peluquera.

Negocios

De la carátula de Cactus Jack no se sabe
que es más triste, o bien ver a Arnie de
vaquero ver al gran Kirk Douglas en esto o
el traje de puta barata de la actriz
Schwarzenegger también ha tenido una exitosa carrera en el mundo de los negocios. A la edad de treinta años Schwarzenegger era ya millonario, antes de comenzar su carrera en Hollywood. Schwarzenegger y su amigo Franco Columbu comenzaron un negocio de albañilería. El negocio creció gracias al desparpajo comercial de ambos y al terremoto de San Fernando de 1971. Schwarzenegger y Columbu usaron los beneficios del negocio de albañilería para comenzar un negocio de envio por correos, vendiendo productos de culturismo y fitness y videos de entrenamiento. Schwarzenegger usó los beneficios de ambos negocios para comprarse un apartamento en Marina D'or, el resto lo invirtió en inmuebles y especulación inmobiliaria. En 1992 Schwarzenegger y su mujer abrieron un restaurante en Santa Monica llamado Schatzi On Main, donde el plato principal era el Pollo a La Pantoja. Junto con Bruce Willis, Sylvester Stallone y Demi Moore invirtió en la cadena Planet Hollywood, aunque a comienzos del año 2000 decidió no continuar, porque no había tenido el éxito suficiente.

Carrera

Todas sus películas son una basura comercial que incomprensiblemente siempre ha reventado la taquilla.

Inicios: Años 70

Escena de Hércules en Nueva York,
probablemente rodada en el patio trasero
de alguna casa
Quería convertirse en actor y por razones que aun son un misterio lo consiguió. Fue elegido para el papel de Hércules en Hércules en Nueva York, en la que, acreditado como Arnold Strong, viola la leyenda y el mito de Hércules a base de bien. Su interpretación de Hércules fue tan desastrosa y dolorosa que más de uno se está aun tirando de los pelos de la nariz para poder olvidarla. Su acento era tan fuerte que sus diálogos fueron doblados en postproducción. Aunque para la posteridad queda su pelea a muerte con un hombre vestido de oso que además de aparecer así porque si en medio de un parque, intenta asemejar un oso de verdad. Todo ello con una música de mierda de fondo. El resto es morralla de videoaficionado. Su segundo papel de un matón sordomudo no acreditado en El largo adiós. Aun así tuvieron que doblarle en postproducción.
Tras este inicio desastroso interpretó un papel más importante en El gran guardaespaldas por el que ganó el Globo de Oro a la nueva estrella del año. Eso sí, la película es un engendro grotesco bastante incalificable. No tiene guión ni pies ni cabeza, es simplemente una sucesión de planos y secuencias con unos diálogos increíblemente malos y algunas tetas femeninas incluidas con el propósito de entretener al sufrido espectador, naturalmente sin conseguirlo. La protagoniza Jeff Bridges dando vida a un agente inmobiliario, interesado en adquirir una finca urbana en la que hay ubicado un gimnasio, en el que entrena un Arnold.
Luego vio la luz Pumping Iron, un documental en el que vemos a Schwarzenegger, un ganador nato con aires de grandeza y dispuesto a continuar en la cima por cualquier medio, por otro a sus competidores, seres indefensos que utilizan el culto al cuerpo como medio de escapar de sus frustraciones. Curiosamente también sale Lou Ferrigno, más conocido como Hulk. De hecho Schwarzenegger hizo una prueba para el papel de Hulk, pero no consiguió el papel debido a su fuerte acento. Hollywood le compensó con un papel junto a Kirk Douglas y Ann-Margret en Cactus Jack. En ella, Arnold tiene que escoltar a Ann-Margret hasta un sitio, y un banquero contrata a Kirk Douglas para impedir el paseo, y conforme va avanzando la película, uno se da cada vez más cuenta de que Douglas parece el coyote, o cualquier otro Looney Tune intentando detener a Arnold con unas trampas que son dignas de estos dibujos animados, y es que encima al final suena la canción de la serie. Que Kirk Douglas apareciera en esta película solo se explica que haya perdido alguna apuesta o algo.

Años 80

Arnold empezó a juntarse con malas compañías y...
Durante esta época llegó al estrellato con la película que catapultó su carrera, Conan el bárbaro. Supuestamente era una adaptación al cine del personaje de Conan creado por Robert Ervin Howard, que anteriormente ya había sido adaptado con gran éxito al mundo del cómic. Pero por lo que dicen los frikis que leen esos cómics no se parece en nada. Sea como fuere fue un éxito de taquilla. A esta le siguió su secuela,Conan, el destructor. Tanto Arnold Schwarzenegger como el gran Mako retoman sus papeles de Conan y el mago Akiro, junto con nuevas incorporaciones como la del inquietante travelo Grace Jones en el papel de Zula. Estuvo dirigida por Richard Fleischer, tal vez lo recuerden de otros bodrios como Dr. Dolitle o Red Sonja. Y claro, tuvo un éxito menos. Llegó entonces Terminator, película en la que un viajero del tiempo y un robot llegan a nuestra época y no a vender lejía precisamente. Reventó la taquilla y consolidó la carrera de Arnold.
Pero después dio un paso atrás participando en Red Sonja, la peor película que ha hecho, junto a Hércules en Nueva York. De hecho, cuando sus hijos se portan mal les amenaza con verla diez veces seguidas. Ahora ya nunca se portan mal. Fue un fracaso en taquilla recibiendo además muy malas críticas. Su esposa le dijo al día de la premiere que si esta película no acababa con tu carrera, nada lo haría.
Pero se salvó gracias a que muy poca gente vio aqueñ despropósito y logró papeles importantes en ComandoEjecutorPerseguidoDanko: Calor rojo y otro exitazo como Depredador. En Los gemelos golpean dos veces el chuache se dio a conocer como cómico, cayendo poco a poco en la autoparodia y en su decadencia.

Años 90

El Chuache interpretando a Don limpio crionizado
En los 1990 le siguió iyendo igual de bien. La primera película fue Desafío total, donde muchos descubrieron que eran más pervertidos de lo que pensaban cuando se la puso dura la Prostituta mutante de tres tetas y Arnold se llevó al bolsillo un pastizal de 10 millones más el 15% de la taquilla, que seguro fue más de eso, ya que reventó la taquilla. Después estrenaría Poli de guardería que no cosechó el mismo éxito que la anterior, pero fue una película rentable.
Intentó ser director, primero dirigiendo un episodio de Tales from the Crypt, y con la película para la televisión Christmas in Connecticut. No le debió ir muy bien, ya que desde entonces no ha vuelto a dirigir. Se redimió con Terminator 2. Esta vez hace de bueno, pero el robot enviado para proteger a John Connor debe ser un modelo antigüo y bastante arrugadito. Esta vez tampoco trajo lejía del futuro. Pero a cada éxito llegaba un bluff, y ese fue El último gran héroe. Luego el éxito Mentiras arriesgadas, al que le siguió el petardazo de Junior. Había que hacer un éxito para compensar y ese fue Eraser, donde comenzó Arnold a ser una parodia de sí mismo. Luego el híbrido de comedia familiar y acción navideña Un padre en apuros, donde encarna a un padre en busca del último ejemplar del superhéroe Turbo Man, algo así como Buzz Lightyear, pero hortera para regalárselo a su hijo. Arnold tuvo que vestirse con un traje especialmente horrible, volar con una mochila-cohete y sacarle punta a unos chistes que, pese a la intención satírica, no harían reír ni a un elfo del Polo Norte.
Pero llegó otro bluff y de los grandes; Batman & Robin. Hollywood suele violar una y otra vez el cómic de Batman adaptándolo como el culo en el cine, y esta es la peor sin duda. Arnold Schwarzenegger hace de villano con un ridículo tono brillante fosforito con purpurina, cuando en realidad tendría que ser hielo. El único provecho que sacó Arnold de este rodaje es que durante el mismo se cepilló a su asistenta Mildred Baena, con la que tuvo un hijo. Tras este fracaso, su carrera y la taquilla de sus películas cayeron en declive.
Se anunciaron varios proyectos con Schwarzenegger como protagonista, incluyendo los remakes de El planeta de los simios y de Soy leyenda, pero la industria desconfiaba de su irregularidad. Lo último que hizo en esta década fue El fin de los días, una previsible y aburrida película con mucha pirotecnia, efectos especiales, acción y absolutamente nada de cine. A algún descerebrado se le ocurrió la gran idea de que si Arnold había luchado contra terroristas, bárbaros, brujas, un embarazo, su propio clon y demás, ya solo le faltaba enfrentarse contra el demonio.

2000 y retiro político

I'll be Bach
Al iniciarse esta década protagonizó Desafío Total 2 El sexto día. Podría ser considerada la última de éxito de Arnold. Tras esta película ya desapareció su estrella, porque las dos siguientes fueron más o menos, pero más menos más que menos. Daño colateral fue un fracaso de taquilla, ya que se estrenó poco tiempo después de los atentados del 11 de septiembre de 2001 y todo el mundo estaba muy tiquismiquis con lo del terrorismo. Volvió a aparecer en su franquicia más importante en Terminator 3. Esta vez el terminator es Kristanna Loken, una curvilínea terminatrix embutida en cuero al más puro estilo Trinity. Tras este papel vio que por más que insistiera su carrera hacía aguas y decidió dedicarse a la política.

Carrera Política

Necesito tu voto, tus botas y tu motocicleta
Evidentemente al ser un americano de pura cepa solo podía ser republicano, cosa que se dio a conocer al gran público durante la elección presidencial de 1988 acompañando al entonces Vicepresidente de los Estados Unidos George H.W. Bush en un mitin. Su primer empleo político fue ser el Presidente del Consejo de Salud Física y Deportes desde 1990 a 1993 nombrado por George H. W. Bush. Después fue presidente del Consejo de Salud Física y Deportes de California. Nunca se supo en que consistía su labor y porque no fue directamente presidente desde el principio.
Anunció su candidatura a la elección a Gobernador de 2003 en el episodio de Tonight Show con Jay Leno y algunos creyeron que era coña. Luego resultó que no lo era y donde hubo risas ahora había miedo. Para no cagarla declinó participar en debates con los otros candidatos y solamente apareció en uno, el 24 de septiembre de 2003.
El 7 de octubre de 2003 se cumplió los peores presagios y empezó su etapa de governator cuando fue elegido Gobernador con el 48 % de los votos. Pero a los californianos les gustó tenerlo y lo reeligieron para un segundo mandato y existen rumores de una posible candidatura al Senado de los Estados Unidos. Tras cumplirse el ciclo de dos legislaturas se marchó dejando California sumida en una profunda deuda de más de 20.000 millones de dólares y padeciendo una tasa de desempleo que ronda el 12 por ciento.

Regreso

Dije que volvería
Su primera aparición al mundo de la actuación tras abandonar su puesto de gobernador de California, meses antes de que estallara su escándalo de infidelidades fue un cameo en la película estúpidamente violenta, inverosímil y en ocasiones incoherente gamberrada autoconsciente de Los mercenarios, cuyo confuso argumento sirve solo para alojar una sucesión de descerebradas escenas de acción de guantazos por doquier. Tuvo un papel mayor en Los mercenarios 2, la Secuela de su bruta y mitómana cinta de acción de 2010. Testosterona, adrenalina, disparos, puñales, músculos, arrugas... y no nos olvidemos de las calvas (Bruce Willis y Jason Statham) se encuentran, Stallone,Jet Li, Arnold Schwarzenegger, Dolph Lundgren, Jean-Claude Van Damme, Chuck Norris, Randy Couture, etc.

Próximos estrenos

  • The Last Stand: Arnold se juntará con Eduardo Noriega. Si la vas a ver, procura tener localizadas las salidas de emergencia por si hay disturbios.
  • Ten: Cuenta la historia de un equipo de élite de la DEA con fuerte "aciento" autriaco que se aparta de sus actividades cotidianas para robar unos millones a un piso franco de unos contrabandistas de droga. Cuando el grupo cree que se ha salido con la suya, alguien empieza a asesinarles uno por uno. Bruce Willis y Patrick Alessandrin recharon el proyecto.
  • The Tomb: La trama se centra en Ray Breslin (Stallone), un experto en seguridad carcelaria que se enfrenta a su mayor reto, escapar de una prisión que él mismo ha diseñado sin ayuda de tatuaje en el cuerpo alguno. En la cárcel conocerá al enigmático Church (Schwarzenegger), un tipo que se ha ganado el respeto de todos los presos por mantenerlos cuerdos en las horas más oscuras.
  • The Legend of Conan: Conan en el Inserso. Probablemente sustituirán la espada por un bastón y el medallón por un marcapasos.

Proyectos futuros o que se fueron al limbo

  • Mentiras arriesgadas 2: Desde que Arnold Schwarzenegger anunció su regreso a los platós para gran alivio del Estado de California y su Hacienda pública, le fueron ofrecidos infinidad de proyectos, la mayoría de ellos secuelas de sus películas de más éxito. Una de ellas fue Mentiras Arriesgadas, la comedia que protagonizó junto a Jamie Lee Curtis. Nunca se supo más de ella.
  • Se rumoreó con la reaparición de Schwarzenegger en Terminator Salvation interpretando al modelo T-800, pero él lo negó. Finalmente apareció en la película su cara digitalizada sobre el cuerpo del culturista Roland Kickinger.

Enlaces externos

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Para comentar en esta web hay dos vías. Una es usando los comentarios que cada página tiene para insultar a su autora y decir que este blog es una mierda. Tanta sinceridad puede llegar a que otros lectores se sumen a lo que es ya, un secreto a voces. La verdad duele.