viernes, 18 de enero de 2013

Nuria Roca

Le instalaron un cerebro positrónico, pero ni aún así
Nuria Roca Granell es una presentadora ojijunta española de buena presencia, pero mala presentadora. Pájara valenciana de rollo vecinita de Playboy venida a más el día en que se plantó en Madrid capital para triunfar en lo suyo. Sus programas suelen ser de corta duración y cuando se cancelan nadie se entera lo que denota el poco interés que suscitan. Estudió arquitectura técnica en la Universidad del planchazo, pero era tan tonta que tenía aparatos sin estrenar por no entender las instrucciones y abandonó los estudios salvando miles de vidas. Empezó en el mundo de la tele de manera casual, solía acudir a un programa de la televisión valenciana para recaudar fondos para el viaje de fin de carrera vendiendo galletitas con traje de exploradora cachonda. Se presentó a un casting de mamadas, animada por sus amigos, y fue elegida para ponerse frente a las cámaras para chuparla. Desde entonces va por ahí dando el pego con su rollito de mosquita muerta con pudientes y denunciando una realidad sexual, en la que a todos se nos engaña con aquello de que el tamaño no importa. Nuria Roca hace una mierda todo lo que toca o es muy mala y sus programas se cancelan y nadie los recuerda. Los directivos le dan trabajo a pesar que se estrella una y otra vez en vez de darles el programa a otra, aunque sea más fea.
Nuria aseguró tras cancelarse Factor X que no volvería y que nada le impediría continuar con el libro que estaba llevando a cabo por que ella quería que en la Wikipedia pusiesen su biografía en la categoría de escritores, así que decidió terminar su libro llamado Para Ana, de tu muerto. No sabía usar la máquina de escribir, así que tuvo que pedir ayuda a Juan del Val, su marido. Mientras él escribía el libro, ella tomaba el sol. Cada media hora aparecía para supervisar a su marido.

Trayectoria en televisión

Nuria se hizo a sí misma
Debutó en televisión en 1994 en la cadena autonómica valenciana, con el concurso La Sort de Cara. En esa misma cadena presentó Fem teley ya las mamadas las hacía detrás de las cámaras. En 1998 Chicho Ibáñez Serrador se fijó en ella para presentar la segunda etapa del concurso sobre el mundo animal Waku Waku de TVE, en sustitución de Consuelo Berlanga, que la chupaba muy mal estaba muy vieja, obteniendo un resultado mucho menos exitoso. Desde entonces, su popularidad no ha dejado de crecer entre los directivos y su actividad profesional ha sido muy intensa hasta causarle llagas en la boca, y en los últimos cinco años ha trabajado en cuatro de las seis cadenas generalistas privadas en España.

En Telecinco

Telecinco la fichó para presentar Buenas Tardes que fue un tremendo fracaso. Telecinco decidió atacar a Ana Rosa con este programa, que fue un desastre enorme, Nuria Roca fue expulsada y María Teresa Campos tomó la conducción del programa. También presentó en la misma cadena Nada personal, un programa de corazón en tono de humor copresentado por Llum Barrera y Maribel Casany. Se emitió como sustitución veraniega de El informal, y como vino se fue. Emilio Aragón vio su oportunidad y la fichó para la serie Javier ya no vive solo, en una cutre tensión sexual no resuelta, pero como ella tiene siempre la última palabra, aunque no se le entienda bien por que siempre tiene algo en la boca y eso es de mala educación. Pero ni siquiera el éxito de Emilio pudo con el gafe de Nuria. Se quedó preñada en la vida real y no hubo forma de encajarlo en el guion.

Antena 3

En Antena 3 presentó La isla de los famosos y después UHF en la misma cadena, ambos programas fueron un fiasco.

Etapa en Cuatro

Resultado de las reformas
hechas por Nuria Roca
En 2006 fue fichada por el nuevo canal de televisión Cuatro, donde presentó el programa Nos pierde la fama. Una vez más es cancelado ese espacio, y desde el 3 de febrero de 2007, se hizo cargo del concurso Gran Slam en la misma cadena, un concurso de alto nivel cuyos participantes eran personas que ya habían ganado otros concursos televisivos pero también se lo cancelaron. Se hizo cargo del concurso Factor X que tuvo éxito, pero en la segunda edición ya estaba quemado el formato. En 2007 copresenta dos especiales sobre sexo tituladosEl sexómetro junto con Josep Lobató en el cual se analizaban los hábitos de los españoles gracias a una macro encuesta realizada por una empresa de sondeos y otro programa cancelado. Desde 2008 presentaba Tienes talento, programa en el que se intentaba buscar a una estrella o algún gilipollas aleatorio en cualquier campo artístico de España.
Nuria Roca casi se pierde en la tribu
Entre tantos fracasos televisivos, llegó un éxito. Era un concurso de talentos similar a OT pero en el que también participaban grupos y la mecánica variaba un poco. De este programa del salieron Leire Martínez, la imitadora de Amaia Montero, o Angy. La primera edición fue un éxito. Cuatro batió su récord de audiencia de tres espectadores que anteriormente tenía Todos contra el chef. La segunda edición se la pegó bien fuerte por culpa de unos concursantes muy poco llamativos que daban ganas de que no ganase nadie. La edición acabó antes de tiempo con una final precipitada y de hecho nadie se acuerda quien ganó ni quiénes participaban. El número de concursantes participantes aumentó y como novedad, a mitad del concurso se incorporó una nueva participante, elegida en un cásting virtual a través de la web del programa, aumentando el desconcierto y asombro del telespectador que ya no sabía de que iba el programa.
Tras su cancelación presentó, El gran Quiz, el cual era una memez de ritmo atortugado sólo apta para cerebritos con memoria fotográfica en el que tiene su huequecito hasta ese mononeuronal remedo de Madonna conocido como Marta Sánchez. Pero lo suyo es la televisión de remiendo y fullería. Fallera menor, cítrica desaboría, aparejadorcilla del buen talante, naranjita de culo estrecho. Así que procuró que le dieran otra programa.
Cuatro, harto de sus fracasos, puso a Nuria Roca a trabajar en reformas de casas en Reforma sorpresa. Pero al carecer de permisos de obras, tuvo que hacerlas a traición. Unos directivos distraían y alejaban a la víctima de su domicilio para que Nuria pudiese trabajar en la clandestinidad. Fue otro fracaso de Nuria y las casas reformadas se vinieron abajo, pero los directivos si algo tienen es paciencia con Nuria, que es el némesis del Rey Midas: Hace una mierda todo lo que toca. Nuria Roca se entrenía hablando con los familiares para no dar palo al agua. Más tarde, vagabundeaba por el barrio y se dedicaba a entrevistar a las vecinas, y atendía la visita de los familiares, que daban su aprobación a la reforma. Terminó sin pena ni gloria.
La directiva decidió ponerla a cargo de Perdidos en la tribu y mandar a Nuria lo más lejos posible. La mandaron a África con la esperanza que una tribu de caníbales se la merendase o que los bosquimanos la cogieran como mascota. El programa llamado de forma esperanzadora Perdidos en la tribu, con la vana esperanza que se perdiera ella, pero se sabe el camino y siempre vuelve. El programa trata de tres las familias que han decidido perder hasta el último miligramo de su dignidad conviviendo con una supuesta familia salvaje de África. Lo más curioso es que el programa lo veía la gente, pero como Nuria cada vez que triunfa con algún programa, se acaba siendo repetitivo en solo la segunda temporada. Una vez perdida la sorpresa inicial, ahora es una burda sensación de falso, de postizo, de montaje, de déjà vu. Nuria Roca continuaba al frente de un desaguisado que lo único que lo salvaba era la cutrez del humor. El de esos padres de familia, con taparrabos, falditas o extraños gayumbos, que hacen el ridículo en mitad de una exótica tribu. También es cierto que las tres familias podrían hacer lo mismo sin salir de la España zapateril. El caso es que después de conocerla, los indígenas decidieron mandar a una familia al azar como sacrificio humano a España y que hicieran el programa allí lejos de la tribu. Éstos vivirán en casas de españoles e intentarán sobrevivir a Nuria, si lo consiguen serán considerados héroes de la tribu.
Nuria Roca seguía en Cuatro con más proyectos y como en África no le consiguieron perder, le dieron un programa llamado Tu vista favorita en el que tuvo que recorrer los parajes preferidos de personajes populares con la esperanza que en uno de ellos no sepa volver. Seguía el misterio de por qué le daban tantos programas a una tía que se estrella siempre en ellos y cuando tiene éxito, a la segunda edición es retirado...aunque este no tenía pinta de durar mucho, la verdad. La calidad ínfima del espacio hizo a Cuatro replantearse su intención inicial, por lo que no se estrenaría hasta que tenga algo parecido a un programa de TV. Finalmente se estrenó pero como era de esperar no interesó a nadie y lo tuvieron que cambiar de horario, síntoma de muerte inminente televisivo. El programa era algo soso y aburrido a veces. Imágenes bonitas es poco material para llenar un programa y que resulte ágil y ameno para seguirlo cada semana. Además, el formato está muy supeditado a los famosos que cada semana participan. Algunos están naturales y narran bien, pero a otros se les nota muchísimo que están leyendo un texto, y más aún, que no lo han escrito ellos mismos.
Luego presentó Perdidos en la ciudad , que era la misma mierda que Perdidos en la tribu, pero son los falsos indígenas los que van a la ciudad. Lamentable programa que sólo sirvió para reirse de esta gente. Cuatro continuaba su declive belenestabanizado. Holía a fracaso incluso antes de emitirse, ya que se enfrentaría a series consolidadas y de mucha audiencia. Lo curioso de este programa es que los supuestos indígenas ya han visitado más lugares que Marco buscando a su madre. Son actores que ya han salido en diferentes programas enDiscovery Channel mogollón de veces. En uno de ellos van vestidos con camisetas y vaqueros como cualquiera y hasta tienen seguro médico.

Divinity

Tras los anteriores fracasos de programas, los directivos iban a darle otro programa. Poco, o nada, se sabía sobre este nuevo programa, solo esperar a saber cuando se cancelaba. Incomprensiblemente sobrevivió a la Fusión Telecinco-Cuatro mientras que los periodistas de CNN+estaban en el ZParo. Pero cuando terminó su contrato decidieron que ya estaban hartos y no la renovaron. La mandaron al vertedero canal Divinity. Su primer trabajo fue hacer un seguimiento de la boda de los hijos petardos de los príncipes de otro país William y Kate, la cuenta atrás para transmitir a los espectadores españoles una boda que les importa una mierda.

Salida de Mediaset

Iba a ayudar a un grupo de parejas a solucionar sus problemas sexuales en un programa llamado Academia de sexo, ya que tenía mucha experiencia. Estaría acompañada por Joaquín Prat tras su bacatazo como voz en off de ¿Qué quieres que te diga?. Pero Nuria decidió rescindir por sorpresa su contrato de mutuo acuerdo. Ambos tenían claro que debía largarse. Los motivos de Mediaset están claros, pero los de Nuria aun son un misterio. Además, tras la Fusión Telecinco-Cuatro Nuria Roca fue relegada a "imagen-cortinilla de Divinity". En tiempos de crisis, con una cadena que apuesta tanto por ti y tu figura, no se rompe un contrato de larga duración así como así, y mucho menos a pocos meses de terminar ese contrato. Desde el entorno de Nuria afirmaron que no, que simplemente era un fin de ciclo. La fuga de profesionales de prestigio desde Mediaset estaba siendo alarmante, y Antena 3 se convirtió en el perfecto alojamiento para ellos. Antena 3 tiene su canal femenino, y no le faltarían proyectos, pero acabó en La Sexta...aunque tras la Fusión Antena 3-laSexta lo mismo era.

Etapa en La Sexta

Batacazo vaaaaa
En La Sexta necesitaban tía buenas sangre fresca nueva y el señor que va con cazamariposas en busca de jamelgas la hayó. Allí presentó El Millonario, que no es ni más ni menos que el concurso antes conocido como ¿Quién quiere ser millonario?. No pega ni con cola, pero últimamente el grupo Antena 3 hace pleno, así que esperamos antes de ponerla verde...de nuevo. Por lo pronto debutó con un frío 2,8%, y es que no se le ha pegado nada de Antena 3 a La Sexta. La cosa no mejoró y fue desangrándose por el camino y el programa no fue renovado, aumentando la leyenda negra de Nuria Roca.

Filmografía

Su trayectoria como actriz es afortunadamente corta. Solo unos cameos y un solo papel importante en una serie de televisión noña y superflua llamada Javier ya no vive solo, cuyo único objetivo era para lucimiento de Emilio Aragón. Hacía de la típica vecina buenorra. Era mala de narices y duró gracias al nombre de Emilio Aragón, por que era una mierda infumable. Su tensión sexual no resuelta con Milikito tenía menos química que Parada y Chelo García Cortés. Nuria se quedó embarazada y no hubo forma de encajarlo en la serie, así que allí acabó su carrera como actriz.

Obra literaria

Como Ana Rosa Quintana, también es escritora. Sexualmente y Los caracoles no saben que son caracoles, la consagraron como novelista, aunque nunca se sabrá de verdad que negro fue quien lo hizo. En Para Ana (de tu muerto), parece que el negro murió o quiso cobrar demasiado, así que le tuvo que ayudar su marido. Ella escribió su nombre en la portada y su marido escribió el resto. Cuenta la historia como Ana, una editora recibe la noticia de que su ex marido la ha jiñado. Ana recibe una novela que empezó y que se espera que el hijo que tienen en común, Carlos, la terminase. La historia es aburrida, sin enganche. Parece escrito sin ganas o de forma muy rápida.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Para comentar en esta web hay dos vías. Una es usando los comentarios que cada página tiene para insultar a su autora y decir que este blog es una mierda. Tanta sinceridad puede llegar a que otros lectores se sumen a lo que es ya, un secreto a voces. La verdad duele.