domingo, 1 de septiembre de 2013

María Escario

¡Cuanto colombiano leyendo esto!
María Esperanza Rodríguez Escario era una presentadora de televisión española xenófoga [1] que creó escuela en el mundo de los informativos deportivos. Incluso le salió un clon Lola Hernandez, que le copió lo de las gafas.

Le dijeron que debía engordar para parecerse a ella y le obligaron a comerse 40 kilos de magdalenas, pero cuando llevaba la mitad lo vomitó todo encima de un niño que llevaba un globo rojo que pasaba por allí. El niño murió y el globo salió disparado hacia arriba, invadiendo el espacio aéreo de Francia, por lo que fue derribado por las fuerzas aéreas.

En su vida personal, fue pareja de hecho de María Teresa Fernández de la Vega. Es más, estuvieron a punto de adoptar un niño, pero el encargado de adopción les dijo claramente que, antes de dárselo a ellas antes lo rociaba de gasolina y le prendía fuego. La pareja se casó en un juzgado un 2 de junio, con la misma discreción con la que llevaron su relación. La boda la ofició Juan Alberto Belloch. Hay quien dicen que Fernández De la Vega le engañaba con una amante y es funcionaria de prisiones. Por parte de María, la engaña con un troll. Se divorciaron porque imaginarlas haciendo tijeras sería un espectáculo demasiado aterrador. De la Vega enseguida buscó consuelo en una mallorquina negra y funcionaria llamada Piedad.

Otra hipótesis apunta que en realidad es un hombre y que antes se llamaba Mario Escario. Se operó porque sentía que era una lesbiana atrapada en el cuerpo de un hombre. Cuando empezó en la tele tenía rollete con Elena Sánchez, pero lo dejaron porque María roncaba. El caso es que murió de un derrame cerebral en febrero de 2012 y los directivos de TVE comenzaron la maniobra de ocultamiento.

Anteriormente ya había sufrido locura transitoria [2], pero el médico le recetó unos lacasitos. Claro está que el médico ese estaba como una cabra. Todo el mundo sabe que lo que se receta en esos casos es sugus de limón. Mientras estaba presuntamente en el hospital recuperándose, en realidad su cadáver fue sustraido y los médicos sobornados para que no hablasen. Fue entonces cuando comenzaron con el desarrollo tecnológico, aunque esto no les llevó mucho tiempo, ya que tenían experiencia en hacer este tipo de cosas (Ana Blanco, Jordi Hurtado...)

Lo primero que hicieron los de TVE fue usar su Twitter para anunciar que milagrosamente no sufrió ninguna secuela y que todavía en proceso de recuperación. Evidentemente esta maniobra era para ganar tiempo mientras ponían toda la campaña de ocultación en marcha. Tres meses después ya estaba todo listo y comenzó el fraude.

Enlaces relacionados


  1. María Escario exterioriza su xenofobia
  2. María Escario volviéndose loca

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Para comentar en esta web hay dos vías. Una es usando los comentarios que cada página tiene para insultar a su autora y decir que este blog es una mierda. Tanta sinceridad puede llegar a que otros lectores se sumen a lo que es ya, un secreto a voces. La verdad duele.