viernes, 5 de julio de 2013

Coyote Dax

Dax Alejandro La Rosa, más conocido como Coyote Dax, era un cantante que llenaba platós de televisión con su regimiento de bailarines programados para ejecutar los pasos más básicos del country con la agilidad de un robot andante japonés, al son de una versión horrísona del Don’t break my heart de Billy Ray Cyrus traducida al castellano por un borracho.

Si no te suena su canción, es por que la típica cancion que nuestras madres bailan en las bodas junto al tractor amarillo y la macarena. Los fans del country se acuerdan mucho de él... y de su señora madre. Nació en Mexico, pero se fue a Estados Unidos para probar suerte en el mundo de la música, haciendo lo que más le gustaba: cantar música country.

Después de su aventura mexicana, Vale Music le redescubrió para el mercado español, donde su primer álbum que resultó todo un éxito: Por todas partes se escuchaba el single "No rompas mi corazón" mientras bailaban como subnormales la coreografía. Hasta la aparición de Hannah Montana nunca nadie mencionó que esta canción era una traducción de el único éxito del padre de Miley Cyrus. Su éxito televisivo fue efímero, finiquitado por los mismos productores que lo crearon y que desaparecieron del mapa llevándose el parné y dejándole con un premio Amigo que parecía de bronce y resultó ser de purpurina. No le quedó más remedio que hacer bervenas en pueblos.

Intentó reinventarse y abandonó su característico sombrero vaquero y ha dejó de lado la música country, para comenzar una carrera de cantante latin lover, pero no funcionó.
Desde entonces no ha hecho nada destacable y quedó solo para participar en concursos de famosos acabados, como la edición VIP de Gran Hermano Anteriormente se había negado, pero ya la cuenta bancaria estaba temblando. La primera vez fue 2004, de donde no salió muy bien parado, el público lo expulsó la 1ª vez que salió nominado.

A partir de ese momento Dax desaparece de España. En 2011 vuelve a El Reencuentro: 10 años después, un concurso en el que vuelven a participar ex-concursantes de realities españoles que seguían sin comerse un colín. En el concurso buscó arrimarse con Marta López para relanzar su popularidad. Mientras tanto, sus respectivas parejas, lo vieron todo desde fuera con cara de cabreo.

A pesar de todo este montaje, les ganó Yola Berrocal y a la salida de la casa le esperaba su señora esposa con un rodillo en la mano. El mexicano y su mujer se pasaron varios meses apareciendo en distintos programas de televisión asegurando que sufren una "profunda crisis sentimental", llegando incluso a protagonizar una terapia matrimonial en directo. Para seguir sacando un dinerillo Coyote Dax y su esposa fingieron en distintos programas, que su relación estaba rota después de que a él se le viese muy cariñoso con su amiga Marta López. Se descubrió que todo era un circo para hacer platós y ganar dinero. Fue Kiko Hernández, una vez más, quien les reventó el chollo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Para comentar en esta web hay dos vías. Una es usando los comentarios que cada página tiene para insultar a su autora y decir que este blog es una mierda. Tanta sinceridad puede llegar a que otros lectores se sumen a lo que es ya, un secreto a voces. La verdad duele.